Notificación de Sentencias

De EnjWiki


Ver También: Acto de Alguacil Apelación, Nulidad Citación

Tabla de contenidos

Jurisprudencia

A persona Desconocida

La sentencia que condenó a A le fue notificada en manos de B que no era del domicilio de A y que A alegaba desconocer. Antes de declarar inadmisible por tardío el recurso de apelación interpuesto por A, debió dársele la oportunidad de probar los hechos alegados.[1]

Al Abogado

La notificación de la sentencia al abogado, prescrita por el Artículo 147 Código Procedimiento Civil, sólo es exigible como requisito previo a la ejecución de la sentencia y no tiene ningún efecto en la interposición de los recursos.[2] [3]

La notificación de una sentencia debe hacerse a persona o a domicilio y no en el domicilio elegido por la parte a quien es dirigida la notificación, que en este caso fue la oficina de su abogado.[4] [5]

Al Extranjero

La notificación de la sentencia, para dar apertura a los plazos de recurso o ejecución, debe notificarse en manos del representante del Ministerio Público ante el tribunal del cual emana la sentencia (Artículo 69, párrafo 8, Código Procedimiento Civil). La notificación en manos del Procurador General de la República no surte efecto.[6] [7] [8] [9]

Cambio de Domicilio

Si la parte recurrente cambió su domicilio con anterioridad a la notificación de la sentencia, es obvio que ese cambio no podía serle oponible a la recurrida sin habérsele notificado.[10]

Dictadas en Defecto

Según el Artículo 156 del Código Procedimiento Civil, la sentencia en defecto debe ser notificada por alguacil comisionado al efecto. En la sentencia no figuraba ninguna comisión de alguacil, aunque de hecho fue notificada por acto de alguacil. La falta de la comisión no le produjo al recurrente ningún perjuicio ni lesionó su derecho de defensa.[11] [12]

Dictadas por la Suprema Corte de Justicia

La sentencia de casación debe ser notificada a la parte contraria en su domicilio o personalmente y a sus abogados, para que produzca los efectos correspondientes. Pero si la notificación se hace solamente en el domicilio de elección, no es nula si la parte comparece ante la Corte de envío y se defiende.[13]

Es nula la notificación de una sentencia que encabeza el acto en forma de copia simple, no expedida por el Secretario de la Suprema Corte de Justicia ni certificada por el Secretario del tribunal de envío, lo que era indispensable para determinar si se trataba de una copia auténtica, por lo cual dicho acto resultó inoperante para hacer correr el plazo de 8 días que tenía la recurrida para hacer oposición.[14]

Domicilio Desconocido

El procedimiento del ordinal 7º del Artículo 69 del Código Procedimiento Civil sobre emplazamiento a personas sin domicilio conocido, se aplica también a la notificación de sentencias. Una sentencia de la Corte de Apelación debe entonces notificarse fijando copia en la puerta principal de dicha Corte, entregar copia al Procurador de dicha Corte y hacer visar por éste el original.[15]

Si se omite el requisito de fijación de copia en la puerta del tribunal (Artículo 69-7 Código Procedimiento Civil), el plazo para interponer el recurso de casación queda abierto.[16]

Res. del Pleno de 3 de diciembre de 1997 sobre construcción de murales para fijar sentencias que deben ser notificadas en la puerta del tribunal. Discurso del Día del Poder Judicial del 7 de enero de 1998.[17]

En manos del Vecino

Aunque el acto de notificación contiene el sello del municipio, falta la mención de que el acto, que no pudo ser entregado al domicilio, no pudo entregarse a ningún vecino que le reciba y firme y que se entregó al síndico municipal, o quien haga sus veces, por lo que el acto no es válido.[18]

La notificación dejada con el vecino de la persona a notificar, sin que dicho vecino firmara el original, es nula de pleno derecho y no hace correr el plazo de la apelación.[19]

En Materia Civil

En la notificación de sentencias contradictorias, no es necesario expresar el plazo de 15 días para apelar.[20]

La notificación de una sentencia en un local de la empresa en Nigua, aunque tenía sus oficinas principales en Santo Domingo, fue válida. (Artículo 3, Ley 259 de 1940) El alguacil habló con un vigilante.[21] [22]

En Materia Comercial

En esta materia las sentencias que contienen condenaciones deben notificarse al condenado en su domicilio real o personalmente, para iniciar el plazo para apelar (Artículo 147 Código Procedimiento Civil). El Artículo 422, que permite notificar sentencias comerciales en el domicilio elegido, se limita a la fase de instrucción en Primera Instancia.[23]

En Materia de Tierras

La sentencia fue fijada a la puerta del Tribunal que la dictó, pero no fue notificada a la parte. Se envió por correo certificado a su abogado, quien no la retiró del correo, a pesar de haber recibido varios avisos. El propósito de la doble formalidad establecida por el Artículo 119 Ley Registro de Título es asegurar que todos los interesados queden oportuna y regularmente enterados en los asuntos controvertidos. El Tribunal Superior de Tierras lesionó el derecho de defensa al revisar dicho fallo en cámara de consejo sin citar ni oír a las personas que podrían tener interés en apelar. Se envía el asunto al Tribunal Superior de Tierras, a fin de que, previa citación de las partes, conozca del asunto en audiencia pública.[24]

Para notificar la sentencia del Tribunal de Jurisdicción Original, el Tribunal hizo las notificaciones a través del Síndico y de los Alcaldes Pedáneos según el Artículo 119 de la Ley Registro de Título, por existir dificultad en la localización de los demandados, por lo que se comprueba que los demandados no recibieron las notificaciones. No asistieron a la revisión del fallo en Cámara de Consejo y no tuvieron oportunidad para apelar. Se casa la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Título.[25]

El alegato de que la sentencia de saneamiento no le fue notificada a la recurrente es desprovista de sustentación, en razón de que el Artículo 118 Ley Registro de Título establece una forma de notificación pública mediante la fijación en la puerta del Tribunal de Tierras en Santo Domingo de una copia del dispositivo de la sentencia, formalidad que fue cumplida.[26]

Si la parte cambió su domicilio sin que ese cambio haya sido notificado al Tribunal de Tierras ni a la contraparte en el proceso, hay negligencia o descuido de su parte.[27]

En Materia Laboral

Para iniciar el plazo para apelar en materia laboral debe notificarse la sentencia en el domicilio real o personalmente a la parte sucumbiente, siendo aplicable el Artículo 147 Código Procedimiento Civil que protege mejor el derecho de defensa que el Artículo 422, que permite la notificación en el domicilio de elección.[28]

El hecho de que la sentencia que ordenó un informativo le fue notificada al patrono y no a su abogado no significa que se haya lesionado su derecho de defensa, pues en materia laboral, en la que no es obligatorio el ministerio de abogado y en que, cuando éste postula, lo hace como apoderado especial, esa forma de notificar es correcta.[29] [30] [31]

Las sentencias dictadas en defecto en materia laboral se reputan siempre contradictorias y el plazo para apelar es de 30 días francos a contar de la fecha de la notificación de la sentencia, sin que haya necesidad de hacer mención del plazo de apelación en la notificación de la sentencia, formalidad que sólo se aplica en materia civil.[32]

En materia laboral, según el Artículo 60 de la Ley 637 de 1944 sobre Contratos de Trabajo, las sentencias son contradictorias. Por ende, no es aplicable el requisito del Artículo 156 Código Procedimiento Civil de notificar en el plazo de 6 meses la sentencia laboral dictada en defecto.[33]

El trabajador se había mudado y el alguacil notificó la sentencia en la Procuraduría por domicilio desconocido, sin dejar copia con el abogado, en cuyo estudio el trabajador había hecho elección de domicilio. La Cámara a qua consideró que el plazo para la apelación estaba abierto. Se casa la sentencia sobre el motivo de que la notificación en el estudio del abogado se requiere solamente para fines de ejecución (Artículo 147 Código Procedimiento Civil), disposición que de todos modos no se aplica en materia laboral por no ser indispensable el ministerio de abogado. La Suprema Corte de Justicia estima que el tribunal debió ponderar que la notificación hecha al ministerio público puso a correr el plazo para la interposición del recurso de apelación.[34]

Es correcta la decisión de la Corte a qua respecto a la interposición en tiempo hábil del recurso, debido a que la sentencia de primer grado fue notificada al empleado bajo las reglas del domicilio desconocido, sin que se cumpliera la fijación de copia del acto en la puerta del Tribunal donde se conocería el recurso.[35]

En Materia Penal

La notificación por la parte civil tiene la misma fuerza que la notificación por el Ministerio Público.[36] [37] [38] [39]

Puede notificarse una sentencia en un día de fiesta legal porque no rige en esa materia el Artículo 15 de la Ley Organización Judicial, modificada por la Ley No. 962 de 1968.[40]

Si la notificación de la sentencia no indica que se hace a requerimiento del Procurador, no surte efecto de iniciar el plazo para interponer el recurso de casación por el prevenido.[41]

La notificación de una sentencia penal en defecto al abogado y no al prevenido personalmente o en su domicilio, como lo requiere el Artículo 203 del Código Procedimiento Civil, no hace correr el plazo para apelar.[42]

La ley no exige que la sentencia sea notificada a cada una de las partes en la misma fecha. Los intervinientes pudieron notificar la sentencia al prevenido, a la parte civilmente responsable y a la entidad aseguradora en fechas distintas, pues nada les impide interponer sus recursos separadamente.[43]

Con el emplazamiento para comparecer ante la Corte de Apelación, el condenado obtuvo conocimiento de que se había dictado la sentencia, motivo por el cual comenzó a partir de esa fecha a correr el plazo para apelar.[44]

Mención del Plazo para Apelar

El Artículo 156 Código Procedimiento Civil, modificado por la Ley No. 845 de 1978, requiere mención del plazo para apelar en el caso de sentencias en defecto o de sentencias que, siendo en defecto, se reputan contradictorias. No se exige esa mención para sentencias en litis sobre distracción de inmueble embargado, cuando son contradictorias, aunque el plazo para apelar sea de solamente diez días. (Artículo 731 Código Procedimiento Civil)[45] [46]

La falta de indicación del plazo para apelar en la notificación de la sentencia de primer grado carece de trascendencia si el recurso se interpuso dentro de ese plazo.[47]

Las sentencias sometidas al régimen previsto por el Artículo 156 del Código Procedimiento Civil son las dictadas en defecto en materia civil y comercial, por lo que el alguacil que notificó la sentencia del Juzgado de Trabajo no tenía que mencionar el plazo para apelar.[48]

Muerte

Si muere una de las partes durante la tramitación del recurso de casación y entre sus herederos figuran menores, basta que la notificación se haga a los mayores, dado el carácter indivisible del punto debatido (la procedencia o improcedencia de la condenación de costas).[49]

Al morir una de las partes y existir incertidumbre acerca de sus herederos, es de buena administración de justicia admitir que la notificación se haga al abogado del difunto.[50]

Doctrina

  • GERMÁN M., Sergio F. El emplazamiento a las personas sin domicilio conocido. En: Estudios Jurídicos, 5(1): 147-163. Santo Domingo: enero-abril de 1995.
  • CAMPILLO P., Julio G. Notificaciones judiciales por correo. En: Estudios Jurídicos, 6(1): 99-102. Santo Domingo: enero-abril de 1996.
  • LUCIANO P., Rafael. Notificaciones a residentes en el extranjero. En: Gaceta Judicial, 1(8): 16. Santo Domingo: Editora Judicial, S.A. 29 de mayo al 12 de junio de 1997.
  • LUCIANO P. Rafael. Emplazamiento a persona o domicilio. En: Gaceta Judicial, 1(11): 16. Santo Domingo: Editora Judicial, S.A. 10-24 de julio de 1997.

Referencia

  1. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 856. Año 281º
  2. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1053. Año 276º
  3. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1057. Año 77º
  4. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1055. Año 78º
  5. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1059. Año 131º
  6. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 884. Año 1833º
  7. Discurso, Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 890. Año 11º
  8. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 973. Año 1709º
  9. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1059. Año 131º
  10. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 778. Año 1809º
  11. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 837. Año 1725º
  12. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 970. Año 1290º
  13. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 755. Año 3083º
  14. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 755. Año 3090º
  15. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 882. Año 1072º
  16. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 885. Año 2080º
  17. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1046. Año 13º
  18. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1049. Año 211º
  19. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1055. Año 76º
  20. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 953. Año 503º
  21. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1048. Año 277º
  22. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1049. Año 367º
  23. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 735. Año 368º
  24. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 979. Año 675º
  25. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1044. Año 177º
  26. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1048. Año 436º
  27. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1057. Año 619º
  28. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 735. Año 368º
  29. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 770. Año 55º
  30. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 770. Año 79º
  31. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 853. Año 2784º
  32. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 906. Año 569º
  33. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1054. Año 461º
  34. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1057. Año 797º
  35. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1063. Año 1081º
  36. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 773. Año 626º
  37. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 782. Año 63º
  38. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 881. Año 891º
  39. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 884. Año 1735º
  40. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 774. Año 792º
  41. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 753. Año 2431º
  42. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 828. Año 2120º
  43. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 925. Año 2211º
  44. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 982. Año 1060º
  45. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 879. Año 245º
  46. Discurso, Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 890. Año 9º
  47. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1054. Año 900º
  48. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 1062. Año 631º
  49. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 755. Año 3084º
  50. Suprema Corte de Justicia de la República Dominicana. Boletín Judicial No. 789. Año 1309º

Bibliográfica

  • HEADRICK, William C. Compendio Jurídico Dominicano: Jurisprudencia de la Suprema Corte de Justicia durante el período 1970-1998 e índice de la legislación vigente en la República Dominicana. 2 ed. Santo Domingo: Editora Taller, 2000. 503p

Enlaces Relacionados

Gaceta Judicial

--Escuela Nacional de la Judicatura/Aneudy Berliza 13:24 18 ago 2009 (MST)


Herramientas personales
Crear un libro
Herramientas